Es la hora de la siesta, ¡a tu hamaca!

Jugenheim/Alemania, Julio 2013. ¡Hola hamaca-durmientes! Cierra tus ojos. No, mejor aún no.¿Conoces la sensación tranquilizadora de estar en los brazos de alguien y ser mecido suavemente? ¿Esa sensación de sentirse bien que te inunda en ese momento? Es exactamente esa sensación la que nos lleva día tras día a los entusiastas de las hamacas de LA SIESTA  a seguir mejorando nuestras hamacas.

Scientifically proven, sleeping in a hammock provides outstanding sleep.

Por ello nos entusiasmamos cuando nos enteramos de que al fin hay una explicación científica plausible que demuestra porque columpiarse y balancearse están tan relacionados con sentirse bien y de hecho también con dormirse.

El cerebro humano es un tema muy interesante y extremadamente complejo. Por el momento los investigadores sólo entienden el funcionamiento de algunas secciones, y muchas funciones del centro de nuestra conciencia son todavía un misterio para la ciencia moderna. Pero cada vez hay más descubrimientos y nos acercamos más a la cuestión. Así lo ha hecho un grupo de investigadores suizos a cargo de la científica neurológica Sophie Schwartz del laboratorio del sueño y percepción de la neuroimagenología de la Universidad de Ginebra (http://neurocenter.unige.ch/groups/schwartz.php ) que han hecho algunos descubrimientos recientemente. Parece que existe una relación entre el suave balanceo y una actividad sincronizada en el cerebro que intensifican el impulso de caer en un profundo sueño.

2011_08_unbenannte Fotosession-072

El equipo de investigación desarrolló una especie de cama-mecedora y después pidieron a un un par de “durmientes saludables” tomar parte en una prueba de sueño. De este modo estaban los investigadores en situación de mostrar, que el ser humano se duerme profundamente antes si  se le mece después de haberse quedado dormido a si este suave balanceo se termina.

Todavía no se han aclarado ampliamente los procesos extremadamente complejos de nuestro cerebro mientras dormimos, pero una cosa está clara: quedarse adormecido minestras te columpias en una hamaca, es uno de los mejores métodos para una relajación profunda y reconfortante y coger el sueño pronto.

Quizás también aclaren los resultados de este estudio por qué hasta los bebés más intranquilos son sensibles al ser acunados y reaccionan bien al movimiento tranquilizador de una hamaca, cuando nada funciona para calmarles.

Cuando se duerme plácidamente en una de nuestras hamacas para bebé YAYITA, el resto no importa. Y ya que estás: ¿Por qué no le echas un vistazo a nuestro gran surtido de „tranquilizantes” en http://www.lasiesta.com/es/ ?

¡Buenas noches y que descanses en tu hamaca!

Tu equipo de LA SIESTA

PD: Si quieres leer el estudio de la señora Schwartz, se encuentra en este link:

http://www.cell.com/current-biology/fulltext/S0960-9822%2811%2900539-2

 

Cristina

 

Comments

comments